¿Existe un nexo entre el gobierno y la prensa de EEUU?