¡Por un 1º de mayo clasista, combativo y revolucionario!