A 22 meses de la desaparición de Jorge J. López seguimos exigiendo justicia. Nunca más.